LA 4ª COMPAÑÍA expone un brutal sistema carcelario

RESEÑA
Foto por: Alebrije Cine y Video

La ganadora del Ariel es un drama sobre crimen, deporte y una historia real sobre las atrocidades que se cometieron en la cárcel de Santa Martha durante los años setenta.

La 4ª compañía (2016), dirigida por Mitzi Vanessa Arreola y Amir Galván Cervera, dio mucho de qué hablar el año pasado al arrasar en los premios Ariel, llevándose 10 estatuillas (entre ellas Mejor Película); lo curioso del asunto es que prácticamente nadie del público la había visto en ese momento, así que inmediatamente se convirtió en una de las cintas mexicanas más esperadas. Su estreno se retrasó, en parte porque los directores optaron por buscar una mejor estrategia de distribución, aunque finalmente ya está en cines de México. ¿Está a la altura de todo el hype que se generó a su alrededor? 

Lo primero que deben de saber es que a pesar de que sí tiene a un equipo de fútbol americano carcelario en el centro de la trama, La 4ª compañía no está ni cerca de ser una cinta al estilo de The Longest Yard (1974), la cual está enfocada en un equipo de reos, encabezado por el personaje de Burt Reynolds, que entrena para hacerle frente al conjunto de los guardias. En La 4ª compañía el deporte es una mera tapadera de algo realmente turbio. 

Póster de La 4ª compañía.

También te podría interesar: Mejores películas de fútbol americano

La historia, ambientada en los años setenta y basada en un caso real, tiene como protagonista al joven Zambrano (Adrián Ladrón), conocido como el easy rider, quien es encarcelado en el penal de Santa Martha Acatitla por el delito de robo de autos. Desde su llegada, Zambrano tiene el interés de integrarse al equipo de fútbol americano de la prisión, Los perros de Santa Martha, notorio por representar un aparente progreso del sistema penitenciario mexicano. Pero, ¿qué significa que su prueba para jugar con Los perros consista en demostrar que puede abrir un carro en pocos segundos?

Evidentemente, La 4ª compañía destapa la cloaca y expone la forma en la que funcionaba Santa Martha en ese entonces, algo que, lamentablemente, sigue teniendo vigencia en nuestro país. El filme reduce la exitosa temporada deportiva de Los perros a un montaje y a una secuencia dedicada al juego final, porque lo verdaderamente importante aquí es ir de la mano de Zambrano, así como de otros jugadores de Los perros, y adentrarnos en un submundo plagado de corrupción, robos y, por supuesto, muerte. 

Si bien ganar el campeonato significa obtener su libertad, Los perros cargan una losa mayor que la presión inherente de cualquier competencia deportiva; buscan ser parte de un brutal sistema penitenciario donde un día fallas en el terreno de juego y para redimirte, tus superiores te encargan eliminar a otro reo. Son estas imágenes, los temas relevantes, aquellos que elevan La 4ª compañía y hacen que valga la pena. 

¿Por qué vale la pena verla?

La 4ª compañía es una propuesta atípica dentro del cine mexicano actual. Una cinta de época bien realizada que por igual entrega momentos propios de un thriller sobre crimen, de una cinta deportiva, o una mirada a las atrocidades que sucedían - o siguen pasando - en secreto dentro de las prisiones. 

¿Por qué no vale la pena verla?

Algunas subtramas y personajes no están desarrollados de la mejor manera, pero en general es una de las películas nacionales más destacadas en lo que va de 2018. 

También te podría interesar: LOS OJOS DEL MAR, un documental sobre la pérdida

Este sitio utiliza cookies para ayudarnos a mejorar tu experiencia cada vez que lo visites. Al continuar navegando en él estarás aceptando su uso. Podrás deshabilitarlas accediendo a la configuración de tu navegador.