DESEO DE MATAR, un remake entretenido pero intrascendente

RESEÑA
Foto por: Metro-Goldwyn-Mayer

Eli Roth y Bruce Willis reviven al icónico vigilante en una nueva versión que está inspirada principalmente en las tres primeras entregas de la franquicia original.

Luego de cinco entregas, estrenadas en un periodo de 20 años entre 1974 y 1994, la franquicia original de Death Wish, protagonizada por el legendario Charles Bronson, llegó a su fin. Basada en la novela del mismo nombre, esta serie de películas - sobre un hombre que decide convertirse en vigilante debido a la impunidad tras un asalto que provocó la muerte de su esposa y una enfermad psicológica permanente en su hija - comenzó con un tono serio, pero en los años ochenta, y gracias al infame estudio Cannon Films, pasó a la acción desmesurada y a la explotación. 

A pesar de tener diversos problemas en su desarrollo, el remake de la cinta original se pudo concretar con Bruce Willis en el rol del hombre común convertido en vigilante y Eli Roth (conocido por cintas de horror como Hostal) en la silla de director. Deseo de matar (Death Wish, 2018) ha generado bastante controversia en Estados Unidos, incluso se dice que su estreno - originalmente programado para noviembre de 2017 - se tuvo que posponer por el lamentable tiroteo en Las Vegas. Sin embargo, la nueva fecha de estreno (2 de marzo en E.U. y 9 de marzo en México) casi terminó por coincidir con otra matanza, la ocurrida en Florida durante el pasado día de San Valentín. 

En medio de este contexto en el país del norte, con el debate de las armas más vivo que nunca, Deseo de matar se erige como una fantasía violenta sin mucha novedad, sobre todo si tomamos en cuenta que la franquicia se hizo demasiado repetitiva y se fue en picada a partir de la cuarta parte. 

Póster de Deseo de matar.

También te podría interesar: Eli Roth acusado de racista y fascista por tráiler de Deseo de matar

Respetando la trama de la original, aunque cambiando la profesión del protagonista de abogado a doctor y el escenario de Nueva York a Chicago, Deseo de matar sigue a Paul Kersey (Willis), cuya vida da un giro trágico cuando un grupo de malandros se meten a su casa para robar; dado que uno de ellos quiere abusar sexualmente de la hija de Kersey, mientras que otro de los criminales trata de evitarlo, el asalto termina siendo un sangriento desastre, con la esposa del protagonista asesinada y su hija inconsciente en el hospital. La policía no parece estar ni cerca de encontrar a los responsables, por lo que Kersey eventualmente se dispone a hacer justicia por propia mano. 

Eli Roth es un fan declarado de Death Wish 3 (1985), sin duda la entrega más disparatada de toda la franquicia, así que no debería ser sorpresa que su remake contenga elementos no solo de la primera parte sino de las otras dos que dirigió Michael Winner. Deseo de matar tiene cierto comentario sociopolítico cuando es una sátira de cómo en la actualidad es muy fácil armarse de forma legal en E.U.; por ahí coquetea con explorar territorios que en el pasado no se tocaron a fondo, como las consecuencias que podrían sufrir los ciudadanos inocentes ante las acciones del vigilante.

Sin embargo, todo esto se aborda superficialmente, y Deseo de matar es más bien una simple película de venganza, similar a Death Wish II (1982), con violencia tanto catártica como divertida, y un dejo del torture porn característico del cine de horror de Roth; aunque también se siente como un trabajo hecho por encargo (Roth no escribió el guion ni fue la primera opción para digirlo). 

¿Por qué vale la pena verla?

Bruce Willis hace una labor digna al revivir al icónico personaje de Charles Bronson. Es un remake entretenido y que resulta superior a las últimas dos películas de la serie original. Hay referencias disfrutables a momentos memorables de El vengador anónimo (Death Wish, 1974) y Death Wish 3 (1985)

¿Por qué no vale la pena verla?

Obviamente no es para todo público. Será difícil que los fans de la franquicia, en especial, encuentren algo que no hayan visto antes al tratarse de una “modernización” prescindible. 

También te podría interesar: Las mejores películas de acción para ver en streaming

Este sitio utiliza cookies para ayudarnos a mejorar tu experiencia cada vez que lo visites. Al continuar navegando en él estarás aceptando su uso. Podrás deshabilitarlas accediendo a la configuración de tu navegador.