Cómprame un revólver

RESEÑA
Foto por: Cinépolis Distribución

Una fábula futurista, protagonizada por una niña y ambientada en un México en donde ya no hay mujeres y el narco ha tomado el país. Una película tan extraña y genial como su premisa.

Por Iván Romero / @Chivancillo

Si volteamos a ver las películas de los ochentas, notaremos que el futuro parecía en ese entonces algo irreal, algo que nunca iban a ver nuestros ojos. En ese futuro, la tecnología formaba parte del engranaje, pero los lugares ocultos, esos donde no da el sol, no distaban mucho de lo que vivíamos en ese entonces, y desafortunadamente, de lo que vivimos al día de hoy, especialmente en nuestro país. Ese presagio nos alcanzó y hasta nos rebasó. De esto y mucho más habla la nueva película de Julio Hernández Cordón, director de Te prometo anarquía (2015) y Atrás hay relámpagos (2017).

Cómprame un revolver (2018) se sitúa en un México del futuro, menos distante de lo que podríamos imaginar, en donde las mujeres han desaparecido casi por completo, y el poder y control no lo tiene el gobierno sino líderes que se autoproclamaron dueños de tierras que no eran de ellos. Una pequeña niña llamada Huck –como Huckleberry Finn, el personaje de Mark Twain– vive con su padre alcohólico en un campo de béisbol abandonado. Debido a la situación, usa una máscara para ocultar su sexo y no entrar en la estadística de crímenes.

Cinépolis Distribución

Hernandez Cordón no solo se ha caracterizado por utilizar títulos un tanto poéticos para sus filmes, si no por retratar a personajes con problemáticas sociales en un entorno nada favorecedor. De su película más popular (Te prometo anarquía), filmada en 2015, a Cómprame un revólver hay un crecimiento enorme, e incluso se podría pensar que se trata de dos directores diferentes; su montaje es más cuidado, la dirección a los actores noveles más precisa y aunque toma referencias muy obvias y que es imposible no pensar en ellas, uno recuerda vívidamente escenas de Mad Max: Furia en el camino (Mad Max: Fury Road) o El proyecto Florida (The Florida Project) mezcladas con una dosis fuerte de "los niños perdidos" del Peter Pan de James M Barrie; esto no es nada malo, sino todo lo contrario, le da una característica al filme que no tienen sus filmes anteriores. Y si lo queremos ver, un homenaje tanto a la ciencia ficción como a la inocencia perdida.

En la película, el narco no solo es el enemigo o el gran villano a vencer. Aquí, los niños perdidos son el reflejo del país, y no porque sean ellos el futuro, sino porque solo conocen y respiran la desazón, el hambre y la incertidumbre de no saber si vivirán un día más. Por otro lado, hay algo más vital en el relato, y es que la relación del padre (Rogelio Sosa) con su hija (Matilde Hernández Guinea) es el motor del filme, así como la eterna lucha por sobrevivir a un México que no tiene salvación; a un México que está muy de lejos de la tierra de Nunca Jamás. Cuanta ironía.

Cinépolis Distribución

+ Lo mejor: La Fotografía de Nicolás Wong y la música de Alberto Torres le dan una melancolía extra a una película por demás intensa y cruda.
- Lo peor: Justo las comparaciones con filmes futuristas que hemos visto centenar de veces y que el tema de la violencia y el narco no sea un aliciente para acercar a los espectadores a la sala de cine.
? Dato Curioso: Se estrenó en el Festival de Cine de Cannes de 2018 (como te contamos aquí) y ha tenido un recorrido bastante exitoso en todo el mundo. Durante el pasado Festival de Cine de Los Cabos también tuvo buen recibimiento por parte de los espectadores.

> Veredicto: Buenaza

Cómprame un Revólver
México, 2018
Dir. Julio Hernández Cordón
con Matilde Hernández Guinea, Rogelio Sosa, Ángel Leonel Corral, Fabiana Hernández, Jhoan Martínez
Estreno en México: 10 de Mayo, 2019

Este sitio utiliza cookies para ayudarnos a mejorar tu experiencia cada vez que lo visites. Al continuar navegando en él estarás aceptando su uso. Podrás deshabilitarlas accediendo a la configuración de tu navegador.