Slasher: el sangriento subgénero que marcó una época

NOTA
Foto por: https://thedissolve.com

Algunos asesinos de estas películas aún nos persiguen en nuestros sueños.

Freddy Krueger, Michael Myers, Jason Voorhees son algunos de los personajes que marcaron un antes y un después de la vida de muchos espectadores. Además de ser homicidas consagrados, todos tienen algo en común: forman parte del subgénero conocido como slasher. ¿Cómo surgió? ¿Cuáles fueron las motivaciones de los cineastas paras darle vida? ¿Está al borde de la extinción? Acá te platicaremos sobre este tema.

Imagen: giphy.com

¿Pero qué diablos es el cine slasher?

El cine de terror es uno de los géneros más populares de todos los tiempos, y quizá uno de los más amplios. Dentro de esta rama, existen otros subgéneros como el de las cintas de suspenso (también conocido como thriller), el falso documental, el gore y el slasher.

El slasher nos presenta producciones donde un asesino, motivado principalmente por la venganza, escoge como víctimas a adolescentes (que mata una por una), quienes normalmente están inmiscuidos en temas como el sexo, el consumo de drogas y alcohol, entre otras actividades. Casi toda la trama pasa en ausencia de los adultos, quienes usualmente se presentan incrédulos o son incapaces de comprender el problema. 

Imagen: giphy.com

Esta película te enseña que un remake de terror sí se puede redimir

Todo comenzó en París

Los orígenes de este género se remontan a las sangrientas producciones teatrales que se llevaban a cabo en finales del siglo XIX en París, especialmente en Théatre Libre, donde solían representarse algunos de los crímenes que salían en los periódicos. Como si El Metro o El alarma fueran convertidos en obras de teatro. Dichas presentaciones llamaban mucho la atención del público, que después se mudaron a otros escenarios, se presentaron hasta finales del los años 50.

Imagen: https://es.123rf.com

Por las temáticas particularmente sangrientas y la marcada violencia que se mostraba sobre el escenario, estas producciones francesas se consideran como las precursoras del subgénero slasher. 

Propiamente en el cine, las precursoras directas de estas películas fueron obras como Psicosis (Psycho, 1960), de la cual se nota con toda claridad que se perfiló el elemento del asesino, y Blood feast (Blood Feast, 1963), cinta creada por Herschell Gordon Lewis, quien se considera el padre del gore (otro subgénero de las películas de terror donde se muestran escenas de violencia explícita), de donde posiblemente se pudo haber retomado la estética del cine slasher. 

Imagen: tenor.co

Algunos consideran que con Psicosis de Alfred Hitchcock quedó inaugurado el subgénero del cine slasher, pero también hay quienes afirman que fue formalmente inaugurado con Hallowen (Halloween, 1978) de John Carpenter, que curiosamente retoma el elemento de la máscara blanca de Les yeux sans visage (Les yeux sans visage, 1960), donde un cirujano le arranca el rostro a jóvenes para poder devolverle la belleza a su hija. Finalmente hay otras personas que consideran que este tipo de cintas se consolidó completamente con Black Christmas (Black Christmas, 1974), donde unos universitarios empiezan morir después de las llamadas de un asesino quien nunca revela su identidad ni sus motivos.

Imagen: http://makeagif.com

Una buena era para ser un asesino

La verdadera época dorada del cine slasher se considera que va desde los años 70 y hasta finales de los 80. A comienzos de la primera década mencionada ya tenemos películas que claramente se se perfilarían hacia este subgénero pero que todavía no serían consideradas dentro de tal. Algunas de ellas son Sangre y encaje (Blood and Lace, 1971) y Masacre en Texas (The Texas Chain Saw Massacre, 1978), historia que sería reconfigurada años más tarde como un slasher hecho y derecho.

Definitivamente, Halloween fue la primer película que contó con todos los elementos formales de un slasher y no sólo algunos de ellos. Para quien no conozca la trama de la cinta, la historia nos habla de un chico que asesinó a su familia una noche de Día de Brujas. Fue llevado a un hospital psiquiátrico, del cual huyó años más tarde para volver a su pueblo y cometer homicidios.

Después de esta película tenemos grandes títulos como Prom Night: Llamadas de terror (Prom Night, 1980), Viernes 13 (Friday the 13th, 1980) y Campamento Sangriento (Sleepaway Camp, 1983), donde vemos una y otra vez la temática del asesino que persigue a jóvenes con padres ausentes y los mata de uno por uno, usualmente con un arma blanca.

Pesadilla en la calle del infierno (A Nightmare on Elm Street, 1984), de Wes Craven (uno de los mayores exponentes del subgénero), no sólo fue una de las producciones más importantes y representativas del tema, sino que también marcó una etapa importante en el mismo, ya que el asesino no acosaría y mataría a sus víctimas directamente en un plano terrenal, sino que se recurriría a la mezcla con lo sobrenatural, ya que Freddy Krueger cometería sus crímenes una vez muerto y lo haría en los sueños. Esto dio paso a otra de las películas más representativas del género: Chucky, el muñeco diabólico (Child's Play, 1988).

Para finales de los 80, el género comenzó a decaer rápidamente debido a la gran cantidad de propuestas que se habían realizado de este subgénero, lo cual provocó una saturación en los cines y finalmente el aburrimiento del público.

Pero los asesinos siempre regresan: la edad de plateada del slasher

Para mediados de los noventa, Wes Craven lanzó Scream (Scream, 1996), película con la que revivió el interés en el subgénero, el cual nos presentó nuevas producciones como Sé lo que hicieron el verano pasado (I Know What You Did Last Summer, 1997), así como las secuelas de algunas de las cintas de la época dorada este tipo de filmes.

Con el nuevo milenio tuvimos también la oportunidad de ver los remakes de los clásicos de terror de los 80 y de los 70 con estética renovada y mejores efectos especiales en personajes como Jason Voorhees, Michael Myers y, por supuesto, Freddy Kreuger.

Lo que hay detrás del cuchillo

El terror es uno de los géneros más viejos del cine. Los espectadores tuvieron la oportunidad de ver como sus seres espectrales se materializaban frente a sus ojos. Drácula, Frankestein y la Momia son algunos de los personajes que dieron un salto de los libros a la pantalla. Pero hay que recordar que el cine responde al contexto en el que vive. Mientras los tiempos cambiaban, las cintas también.

Imagen: tumblr.com

Películas de terror que podrían convertirse en realidad

La primera etapa una primera etapa, como ya lo vimos, del cine de terror fue la sobrenatural, la cual estuvo encabezado por este tipo de personajes. Con la Primera y la Segunda Guerra Mundial y el surgimiento de la Guerra Fría, algunos de los cineastas se centraron su atención en personajes como los zombies producto de la bombas nucleares como en La última esperanza (the Omega Man, 1971). Pero con el slasher un ser humano es quien persigue y mata a otro ser humano.

El asesino, en su origen no es alguien importante, podría considerarse incluso como un ente anónimo (por eso la necesidad de las máscaras o los rostros deformes), en quien se personifica la sociopatía, que castiga a las personas por lo que en su momento fue un tabú moral, como el sexo prematuro, el consumo temprano de alcohol y drogas, entre otras cosas.

Imagen: tumblr.com

El homicida es regularmente detenido y enfrentado por lo que se conoce como “la última chica”, que usualmente es la única sobreviviente de la matanza. Con astucia e inteligencia, ella usualmente se da cuenta antes que todos que algo anda mal y va atando los cabos para vencer a su perseguidor. Esta figura perfilaría la figura del héroe que posteriormente veríamos en el género.

Imagen: http://wifflegif.com

En este momento de la historia en el que los tabús son mucho menos que hace algunas décadas, ¿estamos ante una nueva caída del slasher? Posiblemente sí, ya que vivimos en una sociedad cada vez más abierta y permisiva respecto a temas que antes criticaban.La permanencia del slasher en nuestros días por medio de los remakes de los clásicos de la época dorada del subgénero responde más la nostalgia de quienes crecieron con este tipo de películas y que tienen la oportunidad de verlas desde otra perspectiva, que a otra cosa.

Si te gustan las películas de este género, entonces no te puedes perder 10 imperdibles películas de terror.

Este sitio utiliza cookies para ayudarnos a mejorar tu experiencia cada vez que lo visites. Al continuar navegando en él estarás aceptando su uso. Podrás deshabilitarlas accediendo a la configuración de tu navegador.